Las personas con la Luna en Capricornio son personas de una gran fortaleza mental. Suelen ser muy organizadas en su vida, planifican y marcan estrategias para llevar a cabo sus planes.

Son muy perfeccionistas y les asusta el fracaso. Quieren hacer las cosas tan bien que no barajan la posibilidad de que algo salga mal. El problema es que si sale, se frustran con cierta facilidad y ven muy pronto el lado negativo de las cosas.

Asimismo, también son muy responsables con sus obligaciones y se ganan tanto el respeto  como la admiración de los demás.

Compatibilidad de la Luna en Capricornio con otras lunas

Luna en Capricornio y Luna en Libra

Las personas con la Luna en Libra puede ayudar a que los que tienen la Luna en Capricornio se relajen. Aunque no será una tarea fácil, pues no se dejarán convencer fácilmente. Ese alto nivel de exigencia que tienen, también puede ser un impedimento para que su relación sea feliz. Aunque los individuos con la Luna en Libra se esfuercen por agradar a su pareja, quizás se canse de no obtener su recompensa. Pueden ser un gran apoyo para su compañero. Además, también puede ser el punto de cordura necesario para que el otro vea diferentes posibilidades.

Luna en Capricornio y Luna en Acuario

Esta relación se presenta, en principio, complicada. Ambos tienen puntos de vista de la vida bastante diferentes. Sin embargo, si consiguen que el amor triunfe, pueden ser un complemento perfecto el uno para el otro. Los nativos de la Luna en Capricornio buscan el orden y la organización. Los nativos con la Luna en Acuario optan por la improvisación. Si combinan estas dos actitudes, su relación puede alcanzar un equilibrio armónico. Lo que más les puede costar es encontrar ese punto en común que les haga fijarse el uno en el otro.

Luna en Capricornio y Luna en Virgo

Los nativos con la Luna en Virgo también son muy ordenadas y organizadas. Este puede ser un punto  favorable para que la unión con alguien que tiene la Luna en Capricornio sea exitosa. Sin embargo, ambos pueden estar tan pendientes de hacer las cosas tan bien, que se olviden de mostrar sus sentimientos. Puede faltar la espontaneidad y, en algún momento, la pasión. Son muy prudentes a la hora de expresar emociones y quizás necesiten un empujón para enamorarse. Ambos pueden formar un tándem muy sólido y estable.

Compatibilidad de la Luna en Capricornio con signos solares

Luna en Capricornio y Sol en Piscis

En un principio, esta combinación resulta muy complicada. Los nativos con el Sol en Piscis gozan de una gran imaginación. Se dejan llevar por su intuición y pueden cambiar tanto de opinión como de rumbo en solo un segundo. Esta actitud es algo que los nativos con la Luna en Capricornio no comparten en absoluto. De hecho, un contratiempo puede hacer que pierdan un estado de ánimo positivo. Su excesivo realismo puede resultar muy aburrido para alguien que tiene el Sol en Piscis. Además, pueden huir del orden y la organización, solo por un acto de rebeldía.

Luna en Capricornio y Sol en Sagitario

La alegría y optimismo que desprenden los nativos con el Sol en Sagitario pueden ser muy útiles a su pareja. Sobre todo cuando los nativos con la Luna en Capricornio se dejan llevar por un pesimismo provocado por la frustración.  Su rapidez mental ayudará a conseguir soluciones prácticas en momentos complicados. Pueden ser grandes amigos, compañeros o socios. Sin embargo, para el amor, pueden tener puntos de vista demasiado dispares.

Luna en Capricornio y Sol en Cáncer

Los individuos con el Sol en Cáncer son pura sensibilidad y sentimiento. Estas características pueden ser el mejor complemento para ablandar la rigidez de la Luna en Capricornio. Estos sabrán darle la estabilidad, seguridad y protección que su pareja necesita. Pueden formar una relación equilibrada, cada uno complementando lo que al otro le falta. Quizás el enamoramiento no se produzca a primera vista. Es más, los sentimientos irán creciendo entre ambos conforme vayan descubriendo lo que cada uno esconde.