Existen diferentes rituales que se realizan con velas y que se utilizan para atraer a la persona amada.

Para que estos rituales sean efectivos, es muy importante escribir sobre la vela el nombre de esa persona. Además, yo también sugiero que escribas tu nombre, para que ambos se consuman a la vez.

Cómo escribir sobre la vela

Solo necesitas un objeto con punta algo afilada. Puede servirte un palillo, por ejemplo.

En un lado de la vela, escribe su nombre. Si sabes sus apellidos, también los grabas. Y, en el otro lado de la vela, graba tu nombre completo.

La dirección hacia la que escribas los nombres, también es importante. Yo prefiero escribir los nombres desde la mecha de la vela hacia su base. De esta forma, se consigue la atracción de la persona amada. En caso contrario, es decir, de la base de la vela hacia la mecha, la intención es alejar a la otra persona.

Para este tipo de ritual, es recomendable que la vela sea de color rojo. En caso de no conseguirla de este color, puedes hacerlo también con una vela blanca.

El tamaño de la vela no importa. Solo tienes que tener en cuenta que debes grabar vuestros dos nombres. Así que, busca una vela en la que vayan a caber todas las palabras  que forman los nombres.

Cómo se realiza el ritual para atraer

En primer lugar, es importante que elijas el día adecuado para hacerlo. Se recomienda que sea una noche de luna creciente, nunca que sea menguante.

Las noches mágicas del año también son las más recomendables. La noche de San Juan, Nochevieja o la noche previa a la celebración de San Valentín, por ejemplo.

También puedes vestir la vela con un aceite esencial que potencie el efecto del ritual. El aceite de violeta, de vainilla, jengibre o rosa son los más utilizados.

Es mejor que realices el ritual en soledad, en un sitio tranquilo, sin ruidos u otras cosas que puedan molestarte. Ten en cuenta que otras personas podrían influir con su energía negativa en el proceso.

Mientras grabas las velas, las vistes y las enciendes, tienes que estar concentrado y relajado. Pide tu deseo mentalmente y piensa cómo quieres atraer el amor de la otra persona. Visualiza el momento de vuestro encuentro, deja que salgan tus sentimientos y cree firmemente en que lograrás atraer su amor.

Finalmente, tienes que dejar que la vela se consuma completamente. Procura colocar la  vela en un lugar seguro. Un lugar donde no haya peligro de que se produzca algún accidente con el fuego. Asimismo, también busca un sitio en el que no se produzcan corrientes de aire que puedan apagar la llama.

Si la llama se apaga antes de que se haya consumido la vela, es posible que el ritual no surta efecto. Quizás indique que existen fuertes obstáculos para que consigas atraer el amor. Puedes repetir el ritual en otro momento, aunque es recomendable que esperes a que la luna vuelva a estar en fase creciente.

Si la vela se consume por completo, tu ritual habrá funcionado. Pronto comprobarás un acercamiento a la persona amada.